A la hora de emprender una nueva construcción, las vigas de hormigón en Palma de Mallorca pueden ser una gran opción, dado que tienen unas características que las hacen perfectas para viviendas, edificios o espacios públicos.

Lo cierto es que las ventajas que presentan las vigas de hormigón son muy abundantes. La primera de ellas, y la principal, es su enorme resistencia estructural, lo que provoca que las construcciones hechas con este material tengan una durabilidad muy grande. A sto último ayuda también que el hormigón elimina fisuras y agrietamientos en todas las etapas de la carga.

Además, las vigas de hormigón suponen un considerable ahorro final en las grandes construcciones, ya que su enorme tamaño hace que sean más económicas (y ligeras). En aparcamientos, por ejemplo, esto provoca que pueda haber mayor separación entre vigas de carga, permitiendo que entren más coches. Además, es un material muy rápido de producir y con una instalación no demasiado complicada, contando además con una alta resistencia al fuego, lo que hace que los edificios que lo tienen sean más seguros. Por último, las vigas de hormigón presentan una gran funcionalidad estética, dado que con ellas se obtienen soluciones arquitectónicas muy esbeltas, e incluso pueden utilizarse como imitación de otros materiales. Es el caso, por ejemplo, de las viguetas de hormigón con aspecto de madera, que son una solución cada vez más utilizada en interiores y viviendas. Sin duda, confiar en vigas de hormigón en Palma de Mallorca es una buena opción.

Si estás interesado en instalar vigas de hormigón o viguetas de hormigón en tu hogar, no lo dudes y ponte en contacto con nosotros. Desde Mora & Rosselló te aconsejaremos sobre la mejor forma de hacerlo, los tiempos, la ejecución, las estructuras... Todo de la mano de profesionales solventes y contando siempre con tu satisfacción como máximo objetivo.